Salesland

La importancia del packaging: las claves para vender bien tu producto

Para que una empresa venda su producto de forma satisfactoria, es esencial que este entre por los ojos del consumidor. Para ello, el packaging será un factor importante y relevante para conseguir venderlo.

La importancia del packaging en una empresa
Salesland

Antes de entrar en materia, y para entender cuál es la importancia del packaging, primero es necesario entender en qué consiste: se trata del proceso de embalaje o empaque del producto que ofrezca. Una buena estrategia de marketing siempre tendrá en cuenta este factor, ya que será una buena forma de comunicar la identidad de marca del producto.

¿Cuál es la importancia del packaging en una empresa? Hay dos principales motivos por los que se trata de algo que no debes perder de vista en un proceso de venta:

  • Sirve como carta de presentación.
  • Nos asegura que el producto en cuestión llegue en las mejores condiciones posibles.

A día de hoy, los consumidores reciben estímulos constantemente, y cada vez resulta más complicado hacerse un hueco entre tantísima demanda. La primera impresión del producto siempre será positiva si se cuida detalladamente su embalaje; además, esto hará que el cliente se decante antes por tu producto que por el de tu competencia.

Un buen packaging tendrá en cuenta factores como: la funcionalidad, si es reutilizable o no, que cuente con un diseño atractivo, que sea fiel a la identidad de la empresa… Además de las ya mencionadas, las tendencias de los embalajes pueden ir hacia las siguientes direcciones:

  • Cada vez evocan más emociones y experiencias: actualmente las empresas tienen un mayor acceso a la información, y conocen mejor a sus consumidores. Juegan con esa ventaja, al saber qué es exactamente lo que deben añadir al packaging para así llamar la atención frente al resto de productos.

  • La sostenibilidad será un factor clave: la preocupación por el medio ambiente cada vez está más a la orden del día, y buscar materiales reciclables ayudará a la imagen corporativa de la empresa, además de apoyar una causa con la que muchos consumidores se sienten identificados.

  • Hacer ediciones limitadas: una buena forma de llamar la atención del consumidor es lanzar ediciones de packaging limitadas. Por ejemplo, marcas de refresco que sacan diseños de latas solamente durante 3 meses.

Contamos con tres tipos de packaging:

  • Embalaje primario: se trata del envase que protege el producto y está en contacto directo con el mismo. Por ejemplo, la lata de un refresco.

  • Embalaje secundario: serían las cajas que contienen varias unidades de producto. Por ejemplo, el pack de latas de un refresco.

  • Embalaje terciario: aquí entran en juego los embalajes de gran tamaño que contienen grandes cantidades de producto y que son guardados en un almacén hasta su traslado o venta.


En Salesland, somos conscientes de la importancia del packaging y de vender satisfactoriamente un producto o servicio. Es por ello que nos comprometemos al 100% para ofrecerte los mejores recursos y que los clientes se decidan por ti.

Compartir noticia: